La Costilla de Adán en el Matrimonio

by Carlos Vallesillas
Los comentarios están desactivados para esta entrada.

“Entonces Dios hizo caer un sueño profundo sobre Adán y mientras este dormía tomó  una de sus costillas y  cerró la carne en su lugar. Y de la costilla que  Dios tomó del hombre hizo una mujer y la presentó  al hombre y le dijo esta es carne de tu carne y hueso de tus huesos se llamará mujer porque del hombre fue sacada».

La palabra costilla en hebreo significa  en este texto  “tsela”, es el mismo término  utilizado en la construcción  para las vigas en el templo de Salomón. También se utiliza para describir una junta o el arco en una puerta. La misma palabra se usa para referirse  a las varas del arca del pacto  donde eran colocados los anillos. Cuando leemos que Dios hizo caer a Adán en un sueño profundo y tomó una de sus costillas para crear a Eva, el significado puede ser que Dios tomó uno de sus “lados” formando una mujer del lado de  Adán y ser uno solo.

Es la naturaleza del hombre seguir a su esposa y dejar a  sus padres adhiriéndose a ella por su ayuda. Metafóricamente, así como una viga en una casa sostiene la estructura, una esposa y madre se convierte en el “pilar” de la familia.

Cuando descubrimos y escribimos en nuestro corazón nuestra responsabilidad en el pacto, el poder del amor está listo para desatar en nuestras vidas un propósito que llevará a nuestro matrimonio a experimentar nuevos y buenos vientos de esperanza y amor.

Alguna de estas líneas las tomé de uno de mis autores preferidos Perry Stone «Cordones Escarlatas».

www.gracebodas.com

info@gracebodas.com

Compartir este artículo

Comentarios están desactivados.